jueves, 4 de octubre de 2012

EL LECTOR DE JULIO VERNE (3)




Lectura colectiva de "El lector de Julio Verne" de Almudena Grandes en el blog "La Acequia" de Pedro Ojeda Escudero (sin traducción al inglés)
------------------------------------------------------------------------
Joint reading of Almudena Grandes' "The Jules Verne reader" in Pedro Ojeda Escudero's blog "La Acequia" (without an English translation)
------------------------------------------------------------------------


Nino va descubriendo la vida.  El amor, cuando observa al malvado Ramis besándo tiernamente a su amada esposa y ¡hasta pintándole las uñas de su pie maltrecho! o cuando Pepe el portugués está jugueteando con  su querida del cortijo de las mujeres donde está Dña. Elena.  También descubre los amores ilícitos entre uno de los guerrilleros de los montes y otra residente del cortijo.  Al final él también acaba enamoriscándose de Elena la nieta de Dña. Elena...  Pero también descubre el odio.  Cuando la matriarca del cortijo le echa en cara que su padre ha matado a su hijo.  Nino se revuelve y le entra un odio que gracias a Pepe el portugués logra encauzar para no atizar más leña al fuego paterno/filial.  Nino se sosiega y sigue observando y escuchando.  Oye los horribles gritos de los torturados en ese cuartel de paredes de papel.  Se da cuenta que algo no va bien y que él no quiere ser parte de ese mundo cuando sea mayor.  Eso lo tiene muy claro y, especialmente, las lecturas a las que ha tenido acceso le han abierto mucho los ojos.  (Continuará)

9 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Es curioso cómo los sentimientos contradictorios se descubren al mismo tiempo. Como si fueran dos inevitables caras de la misma moneda.
Has encontrado otro tema central de la novela, sin duda.
Besos.

Ele Bergón dijo...

Si os sigo leyendo y yo no leo la novela, me parece que me lo vais a descubrir todo, así que tendré que espabilar.

Me queda muy poquito de "Diario de Invierno" de Paul Auster y ya comienzo a leer el de Almudena Grandes. Haré un resumen como siempre.

Besos

Bertha dijo...

Que triste realidad -Y más siendo su propia realidad ser hijo de...un torturador y asesino!

Otra parte muy interesante de la novela

Un abrazo Merche.

Merche Pallarés dijo...

PEDRO, es que en la niñez, los descubrimientos de lo bueno y de lo malo son así... Besotes, M.

ELE, tranquila que cada uno aporta lo que sabe y lo que puede como es mi caso... Besotes, M.

BERTHA, gracias como siempre por tu cariñoso comentario :)) Besotes, M.

Abejita de la Vega dijo...

Descubre el amor y el terror. Besos.

Alma Mateos Taborda dijo...

Dos caras de una misma y una triste realidad. Muy bueno. Me encantó el blog. Te sigo.Un abrazo

Merche Pallarés dijo...

ABEJITA, Así es, querida, las dos caras de la moneda. Besotes, M.

ALMA MATEOS, gracias por tu visita y comentario y gracias por seguirme. Besotes, M.

Aldabra dijo...

a ver si esa claridad sigue cuando se haga mayor ¿no?, que a veces nos olvidamos de los objetivos que nos marcamos.

biquiños,

Merche Pallarés dijo...

Pues sí, Nino sale con la suya al final. Mañana publicaré mi último comentario. Besotes, M.