martes, 26 de mayo de 2009

MAS -- MORE




Un trozo de playa y un trozo de mi ex-Fernando llegando al hotelito donde estuvimos alojados en Barú.

--------------------------------------------------------------------------

A bit of the beach and a bit of my ex-Fernando arriving at the hotel where we stayed in Barú

3 comentarios:

Antònia P. dijo...

La primera me recuerda a una playa del delta, desierta arenosa y calmada, la segunda con su vegetación exhuberante y las cabañas que se entreven entre la maleza a algún lugar paradisíaco en dónde perderse para siempre para pintar, para escribir o para estar ahí y dejar que los días transcurran entre toda esta belleza.
Un beso.

Merche Pallarés dijo...

ANTONIA P. como le digo a FERNANDO MANERO, lo que encontré ideal del lugar es que no supe nada de nada del mundo durante siete dias. Es una sensación que me retrotrajo a mis primeros años '70 en Ibiza cuando tampoco me enteraba de nada porque no teníamos televisión y en Radio Ibiza solo ponían música. Mucho Camilo Sesto... Me di cuenta del lujo que es estar en un lugar fuera del mundanal ruido. Lo echo mucho de menos ahora que estoy de vuelta en el mundo "civilizado". Besotes, M.

BIPOLAR dijo...

¡Quién pudiera perderse en esa isla!
(mejor dicho, en el hotel de esa isla)