martes, 25 de enero de 2011

LA HORA DE "EL HERRERILLO" (1)




"La naturaleza había dado repentinamente marcha atrás.  El campo apareció al amanecer cubierto de escarcha, y los montes cercanos se vistieron de blanco.  Los pastores encendieron fogatas y volvieron a ponerse las pellizas de piel.  Las mujeres, que tenían la ropa preparada para llevarla a lavar a la poza del Barranquillo, la dejaron amontonada en un rincón de la cocina, esperando a que templase el tiempo.

En el cuartelillo de la Guardia Civil de Candera reinaba una gran agitación.  Se daba por seguro que "El Herrerillo" y su partida andaban cerca del pueblo.  Para acabar con el bandolerismo de Sierra Morena, era preciso aniquilar esa partida, una de las pocas que quedaban, y la más temida.

Marta, la hermanastra y, seguramente, amante de "El Herrerillo", había aparecido, tras meses de misteriosa ausencia, en su casa de Bujarón.  En la morada del abogado Montejo no quedaba más que Quica, la vieja criada.  Don Pedro había muerto un año antes, de un ataque cerebral.  También había muerto Frasquito, el criado, y doña Mariana, disgustadísima y avergonzada por lo que se contaba de Juan Antonio, y sobre todo por el comportamiento de su hija, abandonó Bujarón y fue a refugiarse en Segovia, en casa de su hermana soltera.

A los pocos días de que Marta apareciera en Bujarón, se la vio subir en el autobús que hacía el servicio a un pueblo de Ciudad Real, pasando por Candera.  Dos guardias montaron en el mismo autobús.  Marta se apeó en Candera, y uno de los guardias lo hizo también."  (Continuará)

---------------------------------------------------------------------------


 THE "LITTLE BLACKSMITH'S"  HOUR (1)

Nature went backwards all of a sudden.  In the morning, the fields were covered in frost and the surrounding mountains white with snow.  The shepherds lit bonfires and went back to wearing leather jackets.  The women ready to take their laundry to be washed in the Barranquillo creek, left it in a bundle on a kitchen corner, awaiting milder weather.

In the Civil Guard's post there was great agitation.  It was confirmed that the "Little Blacksmith" and his gang were close to the village.  In order to finish with the banditry of the Morena mountains, it was imperative to finish with that band, one of the few that still resisted and the most feared.

Marta, the step-sister, and probably the "Little Blacksmith's" lover, had appeared  in her house of Bujarón, after three months of a mysterious absence.  The only one living in the lawyer Montejo's home, was Quica the old maid.  Don Pedro had died a year earlier of a stroke.  Also Frasquito, the groom, had passed away and doña Mariana, very upset and ashamed of what it was said about Juan Antonio and especially of her daughter's behaviour, took refuge in Segovia, in her spinster sister's home.

A few days after Marta appeared in Bujarón, she was seen going on a bus which did the Ciudad Real route, stopping in Candera.  Two Civil Guards got on the same bus.  Marta got off in Candera and also one of the guards.  (It will continue)

10 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Está muy interesante.
Venga, venga....

Besos.

Z dijo...

Para escarcha la que hay estos días por esta península nuestra (y eso que en Galicia aún vamos aguantando). Estoy tonto, leía que Marta había desaparecido y luego no comprendía cómo que había vuelto a aparecer, que ya me parecían los ojos del Guadiana, jajaja. A la tercera re-lectura caí de la burra de mi error :P

Asun dijo...

Una de dos, o ese guardia civil le quiere seguir el rastro a Marta por si le lleva hasta el Herrerillo o le quiere tirar los tejos. Esperaremos al siguiente capítulo a ver cuál es la respuesta.

Besos

Cornelivs dijo...

Has pensado en hacer una novela en serio con estos relatos Merche? Estan fenomenal...

Besos.

Merche Pallarés dijo...

TORO, esta tarde postearé el (2)... ¡No me seas impaciente! Besotes, M.

Z, menos mal que después lo leíste bien... Besotes, M.

ASUN, eso, hay que esperar... Besotes, M.

CORNELIVS, es que no te enteras... Esas carreras que te pegas están obnubilando tu cerebelo, querido. Estos relatos ya ESTÁN publicados en un LIBRO "Exilios (1936-1945)" escrito por mi tía-abuela Dolores Salís a sus 80/90 años. (Espero que leas ésto y ya lo tengas claro de ahora en adelante...). Besotes, M.

Thiago dijo...

ah, jaaj ahora esto parece una peli de espionaje, jaja no le falta de nada a la obra de tu tía abuela (era tia abuela, no?) A ver qué pasa, no hay nada mas triste que el amor sea el causante de una desgracia, jaaj


bezso.

Merche Pallarés dijo...

THIAGO, sí, era mi tia-abuela... ¿Tampoco te habías enterado? Empiezo a sospechar que nadie vuelve a leer mis contestaciones a vuestros comentarios... Besotes, M.

Paco Cuesta dijo...

Desde un tiempo me faltaba la Guardia Civil.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Estos cambios de tiempo no son nada extraños: y veo que ya estaba el cambio climático...
Besos.

Merche Pallarés dijo...

PACO, pues, como verás, ya están de vuelta... Besotes, M.

PEDRO, pues parece ser que sí existía el cambio climático en la época, por lo menos en los años 40... ¿Sería por el efecto radioactivo en el aire de tantas guerras? Besotes, M.