lunes, 26 de octubre de 2009

ESTRAPERLO (4) - BLACK MARKET (4)


"Las alubias se vendían a precio de oro, y había mujeres que obtenían jugosos beneficios llevando a Bilbao y a San Sebastián unos kilos de alubia roja escondidos bajo las faldas. Tambien escaseaba el aceite, por lo que el tocino era, a su vez, muy solicitado y se prestaba a mil cambalaches.

Una mujer de origen navarro, verdaderamente despierta, casada con un mozo de aduana, iba todos los viernes a Elizondo. Allí compraba un cerdo no muy grande o un ternerillo y lo traía descuartizado, escondido en la locomotora del tren del Bidasoa. Desde luego, en la combinación entraba el maquinista, con quien después repartía las ganancias.

El paso a Hendaya se cerró completamente para los fronterizos, pero algunos tenderos de coloniales (nota mia: me imagino que se refiere a los ultramarinos o más actualmente, tiendas de barrio) instalaron en pleno monte, en la frontera de Ibardin, unos puestuchos donde clandestinamente se compraba y vendía toda clase de productos, los cuales, llegada la noche, eran llevados a un lado y otro de la frontera." (Continuará)

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Beans were sold at astronomical prices and many women earned juicy profits taking them to Bilbao and San Sebastián. They used to hide a few pounds of red beans under their skirts. Since there was a great lack of cooking oil, bacon was greatly chased after, lending itself to thousands of barters.

A bright woman from Navarre, married to a customs employee, used to go every Friday to Elizondo. There she bought a small pig or calf, cut up in pieces, and brought them hidden in the Bidasoa train's engine. Of course, the locomotive driver was in the deal, with whom she later split the earnings.

The passage to Hendaye closed down for everyone living along its border, however, several grocery shop owners set up tattered stands, on top of the mountain bordering Ibardin, where they bought and sold, underground, all kinds of products. At night, they took them back and forth across the border. (It will continue)

19 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Alubias a precio de oro...
Increíble.
Que hambre debía haber.

Besos.

Antònia Pons Valldosera dijo...

Cuando hay hambre y racionamiento la gente se las ingenia para comer. Mi madre solía explicar que trabajaba todo el día en una mini fábrica (no se cómo llamarla) donde se descascarillaban almendras. Ganaba 10 pesetas diarias por 10 horas de trabajo y un kilo de pan valía más doce o así, no recuerdo la cifra exacta. La abuela ayudaba en un molino y a veces le regalaban un poco de la harina que "distraían" y así podía hacer pan. Unas pocas gallinas unos pocos conejos...Un tortilla francesa de un huevo servía para tres personas.
También se decía que los que habían estado en el "cambio de moneda" se habían aprovechado dando por malo algún que otro billete bueno.
En cuanto al contrabando cerca de los puestos fronterizos ha sido la principal actividad y la más lucrativa. En Lleida hay un pueblo llamado TOR en el que hay 13 casas y ya han habido cuatro o cinco muertos. Algunos dicen que todos los problemas vienen por el contrabando desde Andorra y no de tabaco, precisamente, sino de otros productos mucho más lucrativos. Cuando estuve de maestra por un pueblo perdido en el Pirineo todos reconocían haber hecho contrabando y que eso les había permitido sobrevivir. En Lleida encontrarías a muy pocos que no hayan pasado por la frontera alguna que otra cosa. Perfumes, juguetes, joyería, tabaco, licores... para uso personal por supuesto. Los que se dedicaban profesionalmente al contrabando, estos se hacían ricos y no pasaban por la frontera habitual de la Seo de Urgel. Si hasta trabajar allí era un chollo porque dejaban el dinero en el banco andorrano y no han tenido que pagar impuestos hasta hace bien poco (¿2 años?)Gente de frontera los llamamos por aquí.
Besos.
PS/ vaya rollo.

Thiago dijo...

jaja vaya trapicheo... jaja Y si cari, la palabra "coloniales" es igual que "ultramarinos" de esas tiendas que cada vez hay menos debido a los súpermercados... Supongo que venían de vender las famosas "especias" que venían de las "Colonias" o de "Ultra mar".

bezos.

Pilgrim dijo...

Merche, if you go to Figueretas(don´t know the strret name, its a side street)there are two maghrebinian groceries. Oh, wait, one is Calle Galicia 54, Ibiza. Propz Pilgrim and goog luck!

FERNANDOG dijo...

Merche:

Que ingenio el de aquella gente!!.
Si fuese posible lo de la máquina del tiempo, a más de uno le iría bien retroceder a aquella época para saber lo que vale un peine!!.

Ya me avisarás si te acercas a Formentera,

Besos.

alex dijo...

Lo que se agudiza la mente humana cuando llegan estos problemas. Hasta el mas honrado se vuelve un pícaro en épocas bajas

Besos cielo

Jan Puerta dijo...

Mi abuela que vivía en Jaca, (Huesca) se desplazaba hasta Barcelona a través mil y un caminos con su hija (mi Madre) para vender sus productos donde había mucha escasez de los mismos.
Tiempos difíciles para todos.
Difíciles de comprender por cualquier generación que no haya sufrido ese percance.
Un abrazo

Basurero Usurero dijo...

Alubias, me gusta ese nombre aunque creo que no sé que significa. Suerte.

Merche Pallarés dijo...

TORO, había MUCHA hambre... Besotes, M.

ANTÒNIA, de rollo nada, monada. Siempre son muy interesantes tus comentarios, mi querida. Gracias por contarnos otras historias desde el lado catalán. Besotes, M.

THIAGO, ¡menudo trajín se traían en esa época! Me las imagino como hormigas hacendosas, cruzando y descruzando la frontera con sacarina, alubias, tocino, etc. ¡debajo de las faldas! Pero, me pregunto ¿dónde les cabían tanta cosa debajo de las faldas? Tendrían bolsillos especiales cosidos, digo yo... Besotes, M.

PILGRIM, thanks. I'll go and see. Gros bisous, M.

FERNANDOG, como le digo a THIAGO ¡menudo trajín! Ahora, iré más a menudo a Formentera. Te llamaré. Besotes, M.

ALEX, la supervivencia es MUY fuerte, querido. Me veo yo tambien pasando alubias debajo de la falda, ja,ja... Besotes, M.

JAN, creo que en esas circunstancias, TODOS hubiésemos sido contrabandistas... Besotes, M.

BASURERO USURERO, gracias por visitarme y dejar un comentario. Alubias (si ves la foto, verás lo que son) tambien conocidas como judias/frijoles en algunos lares. Besotes, M.

pancho dijo...

I remember my father telling me about the whole piece of bacon (something nobody eats nowadays)he took at home a carried when he was in the army during the years of hunger after the war. He was really envied by his partners because of his possesion. He had to keep an eye on the case all the time for it not to be stollen. Your know, a hungry man is an angry man.

M. Roser Algué Vendrells dijo...

Estas alubias de color marrón yo las conocía como alubias de pobre,
seguramente porque eran las más económicas y por ello más accesibles para los bolsillos de los pobres, que en la postguerra éramos muchos.
¿Puedo hacerte unas preguntitas? ¿Todo esto que nos cuentas, lo has escrito tu, forma parte de un libro?
Un abrazo.
M. Roser

Selma dijo...

En este mundo (occidental) nuestro donde todo abunda, cuesta imaginarse las penurias que pasaron y admirables las mil y unas triquiñuelas para conseguir comer... Apasionante y terrible este cotidiano que nos relatas, Merche...

Mille bisous, ma chérie.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

No me canso de decirlo: el estraperlo, en el que algunos veían lo positivo de un comercio rudimentario, no era más que jugar con la necesidad y el hambre de todos. Qué España aquella que empujó a sus habitantes a la miseria moral.
Besos, Merche.

northshorewoman dijo...

I wonder if the pig was cooked by the time the train arrived!

Merche Pallarés dijo...

PANCHO, how funny! I can imagine your father sleeping with the bacon under his pillow! Besotes, M.

M. ROSER, lo que voy escribiendo son extractos de un libro "Exilios" que escribió mi tia-abuela, Dolores Salís a los 80 años. O sea, copio parte de los capítulos, luego la traducción al inglés sí es mia. Si buceas en mi blog, lo puedes leer desde el principio. Besotes, M.

SELMITA, así es, chérie. El hambre es un acicate MUY poderoso. Gros bisous ma belle, M.

PEDRO, miseria moral, si señor. Igualito que ahora en muchas esferas de este país. Besotes, M.

NORTHSHOREWOMAN, you've got a point there! Ha,ha... If not cooked they arrived "warm". Hugs, M.

GRACIAS MIS QUERIDOS

Isabel Huete dijo...

Lo malo no es que hicieran extraperlo sino lo que se aprovechaban de la gente poniendo precios abusivos. Mercadeaban con la necesidad, simplemente, para hacerse ricos.
Besis gordis.

Merche Pallarés dijo...

ISABEL HUETE, así es, querida. Muchos se forraron... Besotes guapetona, M.

BIPOLAR dijo...

¿con qué dinero compraban?
¿quiénes podían comprar?

Merche Pallarés dijo...

BIPO, buena pregunta. No tengo ni idea. Besotes, M.