domingo, 30 de marzo de 2008

NAVIDADES EN MIAMI - CHRISTMAS IN MIAMI

Por fin, salí del cuartucho y pensé que había perdido mi conexión a Miami. No, porque el avion salió con retraso y lo pude coger (perdonad los argentinos que me leeís) al final. Llegué al aeropuerto; mi yerno me estaba esperando desde hacía horas. Le conté lo que me había pasado. Esas navidades nos reunimos todos en casa de mi hija, Fernando vino con su mujer desde Colombia, mi hija desde Londres (la que faltó fue Fátima que estaba en Tenerife). Hacia un calor bochornoso. Fernando se disfrazó de Papa Noel y se paseó por el jardín trasero mientras les contábamos a los nietos que "¡mirad, mirad, ahí está Papa Noel dándo vueltas, esperando a que os vayais a dormir para dejaros los regalos!" Se fueron a la cama como rayos. Había pensado quedarme hasta abril pero adelanté el viaje; despues de las fiestas regresé a España via Atlanta una vez mas. Me aseguré diciéndoles a los del aeropuerto que tomaran buena nota QUE SALÍA DEL PAÍS. Nunca mas he vuelto. Pero Bambi, su marido y los niños, gracias a Dios volvieron a España y se instalaron en Madrid. Ahora todos, excepto Fernando que sigue en Colombia, estamos a este lado del "charco".

At last I left the little room thinking I had lost my connecting flight to Miami. But, no, the flight was delayed and I was in time to take it. My son-in-law had been waiting for me, at the airport, for hours. I told him what had happened. That Christmas we all gathered together at my daughter's house. Fernando came with his wife from Colombia, my daughter came from London. The only one missing was Fátima, my other daughter who lives in Tenerife. The weather was sticky-hot. Fernando dressed up as Santa Claus and appeared/disappeared through the back yard while we told the grand-children : "Look, look, you have to go to bed if you want Santa to come and leave you presents!" They went to bed. Fast. I had thought about staying until April but I decided to return after the holidays. Once again, I flew through Atlanta but I made sure that the authorities knew I WAS LEAVING THE COUNTRY. I have never gone back. However, thank God, that Bambi, her husband and children also returned and settled in Madrid. Now, all of us, except Fernando who lives in Colombia, are on this side of the Atlantic.

7 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

No hay que volver a donde no nos quieren. El mundo es muy amplio y queda mucho por descubrir. Besos en un domingo al que han amputado una hora.

METIS dijo...

y nunca te has quedado con las ganas de volver?

funcionarios estupidos hay en todos lados merche. sino vete algun dia al consell que te encontraras cada uno que....

besitos

y ya van dos veces antes que ana¡¡¡¡jeje (lo siento amelche, no podemos con pedro)

PILAR dijo...

buenas noches, Merche, como me gusta tu vida, te lo digo todos los días, pero es verdad. ADemás tus hijos tmabién son internacionales.
Menos mal que conseguiste salir del cuartucho aquel, Dios.
Después te echarías un par de cigarros por lo menos, no?
Mañana vuelve la rutina, uff.
Un beso

amelche dijo...

Pues menos mal que no perdiste el vuelo, al final, saliste bien parada con una anécdota para contar en el blog. :-)

Metis: Sí, es que me he ido a andar con una amiga. Por eso me has ganado.

Merche Pallarés dijo...

PEDRO, Sí ésto de los cambios horarios me traen de cabeza. A mi me cambian el biorritmo (supongo que como a todos) y lo paso fatal.

METIS Y AMELCHE, Parece que mi blog se va a convertir en una carrera a ver quien llega primero... Gracias, queridas, por vuestro comentario. Besotes, M.

PILAR, Sí fué un alivio salir de aquel cuartucho. Lo de fumar, bueno, tuve que ir al fumadero que mas bien parecía un antro opiáceo (otro cuartucho que daba grima de tanto humo acumulado). Besotes, M.

amelche dijo...

Es sólo una broma, Pedro lo sabe. Además, que sea generoso y deje algo pa los demás, que también tenemos que ganar de vez en cuando. :-)

Merche Pallarés dijo...

ANA, pues veo que en el post sobre "el Topo" os ha dejado ser las primeras. Besotes, M.