domingo, 22 de noviembre de 2009

EL RASTRO DEL HORROR (2)

"--Toda la sangre de mis hijos quedó chorreando por la pared. ¡Los muy canallas! Quisieron tapar lo que habían hecho, limpiando la sangre con la tierra del tejar, pero no lo consiguieron. Venga usted conmigo, señor; todavía se ve la mancha.

Miguel no tuvo más remedio que seguir a la mujer, que le condujo por un camino entre zarzas, pedruscos cubiertos de ortigas y paredes derruidas, hasta la tejería abandonada.
--Aquí fue--le indicó la mujer.

Un lúgubre manchón rosáceo cubría un gran trozo de pared. La sangre mezclada con la tierra de alfarero había formado una masa que las lluvias no consiguieron hacer desaparecer. Regresaron por el camino de zarzas, en silencio. Cuando llegaron a la calle, Miguel preguntó:
--Y su cuarto hijo, el que quedó vivo ¿Dónde está?
--Mi Damián, el pequeño, pudo escapar y consiguió embarcar para América, según me dijeron. Seguramente estará también muerto. No tengo noticias de él.
La mujer quedó un momento pensativa.

--¿Es usted de la mina?--preguntó, y, tras la contestación afirmativa de Miguel, continuó--: En la oficina de la mina está empleado un sobrino mio, Bernabé Polan, hijo de mi hermano, a quien tambien mataron. Un minero le rompió la cabeza con un azadón, pero como era noche cerrada, no se pudo saber quién fue. Bernabé es todavía muy joven, pero como es chico listo, creo que saldrá adelante".

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------

THE TRAIL OF HORROR (2)

-- My sons' blood was dripping on the wall. The bastards! They wanted to rub it out, cleaning it with the pottery's soil but they couldn't do it. Come with me, sir; you can still see the stain.

Miguel didn't have any other alternative but to follow the woman who led him, through a track full of brambles, nettle-covered stones and demolished walls, to the abandoned tile factory.
--Here it was--the woman showed him the spot.

A sombre huge pinkish stain covered great part of the wall. The blood mixed with the pottery soil had formed a mass that the recent rains couldn't erase. They walked back in silence among the brambles. When they reached the street, Miguel asked:
--What about your fourth son who was alive. Where is he?
--My Damian, the youngest, managed to survive and boarded a ship to America, as I was told. He's probably dead also. I haven't heard from him.

The woman remained pensive for a moment.

You're from the mine, aren't you?--she asked; after receiving an affirmative answer from Miguel, she continued--: I have a nephew working in the mine's office, Bernabé Polan, my brother's son who was also killed. A miner broke his head with a hoe but since it was pitch-black that night, no one knows who did it. Bernabé is still very young, but he's a smart boy I think he'll do well.

26 comentarios:

Cornelivs dijo...

Uff, increible y expresivo relato...!

Besos.

TORO SALVAJE dijo...

Me voy destrozado cada vez.

Besos.

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

por favor...violento el relato de hoy...debieron ser tiempos tremendos...me alegro vivir este tiempo...besos

Isabel Huete dijo...

Es una demostración terrible de lo absurdas que son las guerras, más todavía las civiles.
Tengo el alma encogida.
Besitos, cielota.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Cuánta sangre, cuánta sangre vertida en este país: parece que hemos querido cultivar con sangre.

northshorewoman dijo...

perhaps Damien is alive, who knows? This poor woman had more than her share of grief.

Franki dijo...

Terrible relato y lo mas terrible es que hubo un tiempo que podía ser realidad en cualquier esquina.
En casi todos los países democráticos, al final cuando los culpables de tanta muerte pierden el poder son juzgados, refrescando la memoria y diferenciando bien, el pueblo de los asesinos. Aquí lamentablemente hoy en día, para los jóvenes esta etapa de la historia es un capitulo sin aprender.
Un beso

Merche Pallarés dijo...

CORNELIVS, sí, muy fuerte. Besotes, M.

TORO, no me seas tan dramático... Besotes, M.

TUCCI, tiempos terribles, sí. Besotes, M.

ISABEL, a ver si aprendemos que las guerras (in)civiles son nefastas y crueles y que no vuelvan a ocurrir. Besotes reina, M.

PEDRO, sí, cuánta sangre. Demasiada. Besotes, M.

NORTHSHORE, perhaps he's in Canada! Poor woman, though, you're right. Too much suffering. Hugs, M.

FRANKI, bienvenido de vuelta. Lo que esta visto es que en una contienda así hay atrocidades y crueldades de los dos lados. Nadie se salva. Y los jóvenes deberían leer sobre la guerra para que aprendan y no se vuelva a repetir. Muñoz Molina acaba de publicar un libro "La noche de los tiempos" sobre el tema que seguro es muy interesante. Besotes, M.

GRACIAS MIS QUERIDOS

Stanley Kowalski dijo...

Admirable la entereza de esta mujer!
Perdió todos sus seres queridos y aún cuenta su trágica historia. Frente a esa carnicería humana, yo creo que sucumbiría. Mi cabeza no creo que lo hubiera podido soportar!

Te dejé un comentario en la entrada anterior. No sé que pasó, pero tu actualización del viernes, en mis favoritos no apareció. Viva Blogger!!

Muchas gracias querida Merche por tu visita , sos un amor!

BESOTES HERMOSA Y TE DESEO UNA SEMANA EXCELENTE!

Merche Pallarés dijo...

STANLEY, ya te he contestado el comentario anterior, ahora sobre éste, me parece que un dolor tan, tan grande te hace ir por la vida como un zombi porque el cuerpo humano ya no tiene más capacidad de desgracias. Eso es lo que me parece le pasó a ésta mujer. Si quería seguir adelante, por fuerza tenía que tener entereza. Besotes, M.

Thiago dijo...

terrible historia, cari, y cuanta sangre derramada entre hermanos para nada...

Bezos.

alex dijo...

El ser humano pierde la cabeza en estas circunstancias. que horro.

Un beso cielo

Merche Pallarés dijo...

THIAGO, he leido tu anterior comentario y éste. Y, sí, cuánta sangre derramada por nada... Una grandísima pena. Besotes, M.

ALEX, gracias, he leido todos tus comentarios anteriores. Es curioso cómo el ser humano se puede convertir en monstruo según las circunstancias. Da miedo solo el pensarlo. Besotes, M.

Myr dijo...

¡Cuánta sangre! ¡Qué horror!

Muerta en vida... eso... muerta en vida, la madre.

BIPOLAR dijo...

abominable, se me ha revuelto el estómago

Anónimo dijo...

CHAPTER SEVEN
------------------------
g5555d4o4o4u4h44vbc44gj4j4

Anónimo dijo...

members, one with sixteen, and one with twenty-five. Sandy DuChiens got around
------------------------
sdf6h9t8fg5cfgj5jt55cv55jy

Anónimo dijo...

"Base, this is unit 16. The kids are coming together at the war memorial. They

Anónimo dijo...

experience he knew, and with the wisdom of age understood, that it
cialis for order

Anónimo dijo...

"Don't fire.... Wait!" he shouted.
actos

Anónimo dijo...

"You," Fran said. "I don't even want to touch it."
singulair

Anónimo dijo...

so do you too! To the health of Alexander the First! Hurrah!"
zovirax

Anónimo dijo...

cooling fountains to sustain him.
metformin

Anónimo dijo...

"Kind of a romantic idea, isn't it?"
nizoral

Anónimo dijo...

at once his voice and the expression of his face changed. It was no
elavil

Anónimo dijo...

"And he... he... he said he was wishing for it at the very moment I
prilosec